jueves, 9 de agosto de 2018

"Findom" o dominación financiera: el fetiche sexual de aquellos a los que les gusta que controlen su dinero y les humillen



"El poder de un hombre es su dinero", explica Lady Verónica sosteniendo entre sus manos una correa de metal.

A sus pies, al otro extremo de la cadena, un hombre está arrodillado, con la cara oculta detrás de una máscara de un cerdo.

"Yo le quito su poder y le dejo en nada".

Lady Verónica ejerce de dominatriz en una peculiar forma de fetiche: la dominación financiera.

Según las reglas de esta práctica -denominada también findom- los hombres entregan cantidades de dinero o costosos regalos a sus amas, a cambio de nada.

Para los 'pay-pigs', como se le conoce a los hombres que que practican esta forma de sumisión, la excitación proviene de la idea de que alguien invada el propio espacio económico.

Muchas veces, dominatrices y sumisos solo se relacionan a través de internet, en web y foros especializados en esta forma de BDSM (siglas para bondage, dominación, sumisión; sadismo y masoquismo), y no tienen relaciones sexuales.

En este video, Lady Verónica y Zule, su sumiso, explican por qué les atrae de este fetiche.



Video producido por Ana Fernandez Saiz y Tse Yin Lee.

Add

Contenido Relacionado