lunes, 27 de noviembre de 2017

Cree que la Tierra es plana y se dispone a volar en un cohete casero para probarlo



Para probar que una conspiración de astronautas inventó la forma de la Tierra, un hombre de California quiere lanzarse el sábado a 1.800 pies (550 metros) de altura en un cohete que él mismo construyó con chatarra.

Suponiendo que el viaje de 500 millas a través del desierto del Mojave no lo mata, Mike Hughes dijo a Associated Press, su viaje será la primera fase de su ambicioso programa espacial Tierra Plana.

El objetivo último de Hughes es un lanzamiento posterior que lo lleve a millas sobre la Tierra, donde el conductor de limusinas de 61 años espera fotografiar pruebas de que vivimos sobre un disco.

"Va a terminar con eso de la Tierra-bola", dijo Hughes en una entrevista con un grupo pro-Tierra plana para recaudar fondos para el viaje del sábado. Durante la conversación se discutieron teorías como que la NASA está controlada por masones y que Elon Musk hace cohetes falsos.



Hughes quiere volar a 500 millas (800 kilómetros) por hora sobre el desierto del Mojave. (Mad Mike Hughes/AP)

Hughes le prometió a la comunidad pro-Tierra plana que revelaría la conspiración con su cohete a vapor, que se lanzará de una casa rodante muy modificada, aunque reconoce que todavía tiene mucho que aprender sobre ciencias del espacio.

"Con toda la cuestión técnica", dijo en una entrevista en junio, "la verdad es que llevo todas las de perder".

Dicho esto, Hughes no es un ingeniero completamente incomprobado. En 2002 estableció un record en el Libro Guiness por salto en limusina, según Ars Technica, y ha construido cohetes durante años, aunque con distintos resultados.

"Okay, Waldo. 3, 2, 1!", grita alguien en un video de prueba de fuego de 2012.

Hay un breve ruido a agua que hierve y entonces… nada. Así que Hughes se adelanta hasta el motor y le da un golpecito con una vara, y en ese instante una nube densa de vapor sale hacia la cámara como una erupción.

En 2014 construyó su primer cohete tripulado, informó Associated Press, y logró volar 400 metros sobre Winkelman, Arizona.

Como se ve en un video en YouTube, el viaje terminó cuando hubo que arrancar a Hughes, gimiendo, de entre los restos del cohete. Por las heridas que sufrió debió apoyarse en un andador durante dos semanas, dijo.



Y el vuelo de 2014 solo tuvo un cuarto de la distancias del intento del sábado.

Y se basó en tecnología de la Tierra redonda.

Hace poco que Hughes se convirtió a la creencia en la Tierra plana, luego de meses de esfuerzo para recaudar los fondos para su viaje de continuación sobre el Mojave.

(Getty Images)

En una campaña en Kickstarter —"¡Del garage al espacio exterior!"— que nada decía sobre los astronautas iluministas, y se decoró como un evento de NASCAR.

"Queremos hacer esto y, básicamente burlarnos de todos estos multimillonarios que tratan de hacer algo así", dijo Hughes, de pie en la sala de su casa en Apple Valley, California, que había cubierto con dibujos de sus cohetes.

"Todavía no han llevado a un hombre al espacio", dijo Hughes. "Aquí, en los Estados Unidos, hay 20 agencias espaciales diferentes, y soy la última persona que ha puesto a un hombre en un cohete y lo ha lanzado".

Se comparó con Evel Knievel mientras prometía lanzarse desde una pista de California: el primer paso para dar su salto a vapor hacia el espacio.

Recaudó USD 310 de su objetivo de USD 150.000 en Kickstarter.

Hughes dio otros discursos, entre ellos uno sobre un plan para volar sobre Texas en una "limo aérea". Pero el año pasado se quejó a Ars Technica sobre la dificultad de financiar sus sueños con el magro salario de un chofer.

Un año más tarde llamó a un programa en internet que tenía un grupo pro Tierra-plana para anunciar que se acababa de convertir.

"Estamos buscando nuevos patrocinadores para esto. Y yo creo que la Tierra es plana", dijo. "Lo he investigado durante varios meses".

El presentador pareció impresionado. Hughes había volado un cohete, de verdad, destacó, mientras que los astronautas no eran más que actores a los que se les pagaba por sus representaciones delante de un globo terráqueo.

"John Glenn y Neil Armstrong son masones", dijo Hughes, de acuerdo. "Una vez que se comprende eso, uno entiende las raíces del engaño".

Mike Hughes no cree que la misión Apollo haya llevado realmente a Neil A. Armstrong a la Luna. (Michael Collins/NASA/Reuters)

El presentador habló sobre "la realidad falsa de Elon Musk" y Hughes, sobre "todas esas cosas de iluministas y anticristos". Luego de media hora de este tenor, el presentador dijo a sus 300 y algo de oyentes que apoyaran la exploración espacial de Hughes.

Aunque no existe una hipótesis sobre qué aspecto debería tener la Tierra plana, muchos creyentes imaginan un disco chato rodado por un anillo de hielo marino, lo cual contiene a los océanos de manera natural.

Qué hay más allá del hielo marino, si acaso hay algo, queda por ser descubierto.

"Necesitamos un individuo que no esté comprometido con el gobierno", le dijo el presentador a Hughes. "Y tú podrías ser ese hombre".

Una página de GoFundMe sobre la Tierra plana recaudó a continuación casi USD 8.000 para Hughes.

En noviembre, informó AP, su cohete de USD 20.000 recibió una linda mano de pintura al óleo anti óxido, y sobre uno de sus costados se inscribió: "Investigación Tierra Plana".

Mientras que sus amigos pro-Tierra plana colaboraron financieramente para que se construyera la cosa, informó AP, Hughes seguirá haciéndole ajustes hasta el mismo momento del lanzamiento, el sábado.

No podrá probar el cohete antes de montarse en él y tratar de impulsarse con la fuerza del vapor a 500 millas (800 kilómetros) por hora sobre el cielo del desierto. Incluso si tiene éxito, ha prometido a sus promotores que el año próximo hará un lanzamiento más riesgoso aún,hacia el espacio sobre el disco.

"Es aterrador", dijo Hughes a AP. "Pero ninguno de nosotros va salir vivo de este planeta".

Eso es verdad. Pero algunos intentarán vivir para ver sus contornos.

Con información de infobae.com

Add

Contenido Relacionado