viernes, 30 de diciembre de 2016

Los mejores shows de fuegos artificiales para recibir el nuevo año



El mundo se prepara una vez más para dar la bienvenida al nuevo año. El color, la música y la diversión se convierten en los protagonistas de una noche en la que ni las gélidas temperaturas de Moscú ni el calor sofocante de Río de Janeiro consiguen retener en casa a sus habitantes.

Ciudades de todo el planeta se suman a la fiesta con espectáculos pirotécnicos que dan la vuelta al mundo, convertidos en auténticas cartas de presentación. El puerto de Sidney, las Torres Petronas de Kuala Lumpur, la Torre Eiffel de París o la bahía de Hong Kong se iluminan con impresionantes fuegos artificiales.

Auckland (Nueva Zelanda). Nueva Zelanda tiene el privilegio de ser uno de los primeros países del mundo en recibir el año nuevo y, además, hacerlo en pleno verano. La gente de Auckland -su urbe más grande- sale a la calle para presenciar de cerca el espectáculo de los fuegos artificiales junto a la Sky Tower, la torre más alta del hemisferio sur que, con sus 328 metros, se ha convertido también en el emblema de la ciudad.

Sidney (Australia). Sin duda, una de las imágenes más impresionantes de la última noche del año la protagoniza Sidney. Y es que el famoso festival de esta bella ciudad ilumina la Opera House y la bahía, atrayendo a miles de turistas de todo el mundo, que aprovechan estas fechas para disfrutar del verano australiano.


Fuegos artificiales explotan sobre el puerto de Sídney, Australia EFE/Dean Lewins

Desde primera hora, los visitantes hacen cola para encontrar un buen sitio desde donde disfrutar de los más de 15 minutos de espectáculo.

Taipei (Taiwán). Un año más, la capital de Taiwán despedirá el año con su particular espectáculo pirotécnico que tiene como protagonista el Taipei 101, el rascacielos de 508 metros de altura y 106 pisos que corona la ciudad.


Fuegos artificiales en el Taipei 101 (REUTERS/Shengfa Lin)

La iluminación piso a piso del emblemático edificio inicia la cuenta atrás hacia el año nuevo con el estallido del festival de fuegos artificiales.

Hong Kong (China). Aunque los fuegos artificiales son un espectáculo relativamente reciente en las celebraciones del año nuevo de Hong Kong, son muy vistosos y eso los ubica entre los más increíbles del mundo.


Muchos fuegos artificiales en Hong Kong, para darle la bienvenida al nuevo año. (Télam)

Sin embargo, si quieres ver algo realmente insuperable, tienes que viajar a Hong Kong para las celebraciones del año nuevo chino.

Kuala Lumpur (Malasia). Las Torres Petronas, alguna vez los edificios más altos del mundo -en 2003 fueron superados por Taipei 101 en Taiwán-, son parte del espléndido decorado de los fuegos que dan la bienvenida al año nuevo de la capital. Desde la calle o desde alguno de los rascacielos de la ciudad, el espectáculo es impresionante.

Moscú (Rusia). Los alrededores de la catedral de San Basilio, en la Plaza Roja, es el escenario escogido por los moscovitas para celebrar el Año Nuevo, desafiando las bajas temperaturas.


Fuegos artificiales en la Plaza Roja de Moscú AFP PHOTO/ DMITRY KOSTYUKOV

Los fuegos iluminan, entre otras edificaciones, el templo, el Kremlin y el río Moscova, ofreciendo una imagen de postal.

Estambul (Turquía). Cada vez son más los que optan por despedir el año en Estambul disfrutando de los fuegos artificiales a bordo de una embarcación en el Bósforo, que une los continentes de Europa y Asia.

Ámsterdam (Holanda). Decenas de miles de personas se reúnen en el Museumplein, la plaza de los museos, el principal escenario de las celebraciones de Fin de Año de Ámsterdam, desde primeras horas de la noche. La música y el baile protagonizan una jornada que culmina con los ya tradicionales castillos de fuegos artificiales.

París (Francia). La silueta de la torre Eiffel iluminada por la luz de los fuegos artificiales es una de las imágenes icónicas de la Nochevieja parisina. Los Campos Elíseos de la capital francesa se llenan de turistas y locales dispuestos a dar la bienvenida al año nuevo, disfrutando del espectáculo pirotécnico, brindando con champán y degustando los típicos papillotes de chocolate

Londres (Reno Unido). Tras las 12 campanadas del Big Ben, centenares de miles de personas serán espectadores de los incomparables fuegos artificiales sobre el Támesis y el cielo de la capital británica, en una fiesta que se prolongará hasta altas horas de la madrugada. Y es que el célebre desfile de año nuevo de Londres reúne a músicos, acróbatas y bailarines que recorren algunas de las principales calles de la ciudad.


Rio de Janeiro festeja el año nuevo (AP)

Río de Janeiro (Brasil). Contemplar la famosa lluvia de fuegos artificiales en la playa de Copacabana es por sí solo un atractivo suficiente para viajar hasta Río de Janeiro, en una noche en que la fiesta se prolonga hasta la salida del sol. La tradición manda vestir de blanco y lanzarse al mar después de medianoche, saltar siete olas y comer siete uvas.


Río de Janeiro festejo de año nuevo (AFP)

Nueva York (EE.UU.). Times Square es, sin lugar a dudas, el epicentro de la Nochevieja neoyorquina. La caída del Ball Drop, la bola gigante recubierta de cristales de colores, marca el principio del nuevo año y con él, llega una gran explosión de confeti y fuegos artificiales.


Multitudes en Times Square, Nueva York, para recibir el nuevo año REUTERS/Lucas Jackson

Aunque el espectáculo pirotécnico de Times Square es el más multitudinario, existen otros como el de Central Park, los del puerto, cerca de la Estatua de la Libertad, y los de Prospect Park, en Brooklyn.

Las Vegas (EE.UU.). Las Vegas celebra la entrada del nuevo año con incontables fiestas tanto en el interior de sus casinos como en sus calles. A las 12 de la noche, tras la última campanada, siete casinos exhiben simultáneamente un espectáculo pirotécnico y musical que puede ser contemplado desde muchos puntos de la ciudad.


Fuente: La Vanguardia

Add

Contenido Relacionado